Economía

El Ministerio de Fomento impone servicios mínimos a Ryanair durante la huelga

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Huelga en Ryanair

Los días 25 y 26 de julio un gran número de profesionales de cabina de Ryanair ha sido convocado a la huelga. Se estima que será acatada por más de 1.800 empleados, sin distinción de si tienen contrato español o irlandés, que es el principal motivo de polémica entre sindicatos y la compañía.

Servicios mínimos impuestos a Raynair

Una vez conocida la convocatoria de huelga, el Ministerio de Fomento ha comunicado a la compañía que a pesar de ella tendrá que ofrecer unos servicios mínimos a los pasajeros.

Estos servicios mínimos consisten entre un 35% y un 59% de los vuelos dentro de la Península Ibérica, un 59% en los vuelos internacionales y un 100% de aquellos vuelos entre la Península y las Islas (Canarias y Baleares).

Además, estos servicios mínimos no solo se exige a Ryanair de forma directa como empresa, sino también a todas las compañías a través de las cuales ofrezca servicio.

Una huelga en el peor momento del año

El Ministerio de Fomento argumenta que estos servicios mínimos se imponen por el momento en el que se ha convocado la huelga. No podía ser en peor situación dado que representa días de temporada alta en el turismo nacional e internacional.

El alto nivel de ocupación en estas fechas dificulta considerablemente que los pasajeros puedan cambiar su billete. De hecho, dado el colapso que puede ocasionar, es imposible en muchos casos y es alta la probabilidad de que miles de pasajeros se queden sin vuelo estos días.

Sin estos servicios mínimos, la solicitud de estos vuelos podría afectar a otras compañías y al ritmo ya de por sí intenso estos días de los aeropuertos. Por ese motivo, desde el Ministerio de Fomento se exige que se cumplan escrupulosamente.

Ryanair no cede ni piensa pagar indemnizaciones

Sin embargo la pugna entre Ministerio, pasajeros y aerolínea acaba de empezar. La compañía considera que es una huelga extraordinaria y no está obligada a indemnizar a pasajeros perjudicados. El Ministerio le indica que debe asumir estos pagos.

La indemnización por una cancelación de vuelo en circunstancias similares es de entre 250 y 600 euros según cada caso.